Facon Chico - Oximoron Falico

Un blog sobre cuchillos y traumas adyacentes

SOBRE VENTAS

Por el momento en este espacio no se realizan ventas ni estamos en contacto con artesanos, no obstante seria un gusto poder anunciar artesanos cuchilleros, orfebres, etc, que deseen promocionar sus trabajos. Apuntando a precios accesibles y justos para comprador y vendedor.

LEA BIEN

LEA BIEN
ESTE BLOG NO REALIZA VENTAS

miércoles, 24 de diciembre de 2014

Solingen

Muchas veces algunas personas cuando se enteran de mi aficción a los cuchillos me comentan con orgullo que son propietarios de un “Solingen” y cuando les pregunto la marca del mismo reiteran asombrados por la cuestión: “Solingen”. Es entonces que hago la siguiente aclaración: Solingen es una ciudad de Alemania de la región de Westaflia y perteneciente al distrito de Düsseldorf conocida internacionalmente por la calidad de sus aceros y por los cuchillos, espadas y navajas que allí se fabrican. A Solingen se la conoce como la “ciudad de los cuchillos” o la “ciudad con alma de acero”. En tiempos medievales los espaderos de Solingen acuñaron la fama del pueblo y se ha conservado hasta nuestros tiempos. Pero, la palabra Solingen estampada en los cuchillos solo indica el lugar de fabricación. Hubo y hay muchas fábricas de cuchillos en esta localidad alemana siendo las mas conocidas Dovo; Wüsthof;, J.A Henkels; Böker; Eickhorn; Friedr Herder Abr. Sohn; Weyesberg Kirschbaum; Hugo Linder; Othello; Wingen; Broqua Scholberg;y varias más.
De estas fábricas algunas se especializaron en la fabricación de cuchillas y facones, otras cuchillos de mesa y otras espadas y bayonetas como Kirschbaum fabricante de las bayonetas modelo 1909 de nuestro ejército. La mayoría de ellas exportaron cuchillos, facones, dagas, tijeras, tijeras de tuzar, hacia nuestro país durante el siglo pasado. La gente rápidamente las aceptó por la calidad del acero y las empezó a identificar con nombres criollos en función al logotipo de la marca. Por ejemplo, el logotipo de Böker es un árbol por lo que la gente llamó a las hojas “arbolito”, el de Broqua Scholberg un sol entonces la gente los denominó “marca sol”, los Herder tienen un as de picas por lo que lo llamaron “as de pica o pique”, los Henkels tienen como logo la figura de dos personas por lo que la gente los llamaba “dos muñecos” y así con otros como los llamados “marca mate” por que el logo de la fábrica era un círculo con una cruz inclinada. También, en nuestro país, muchos comerciantes encargaron la fabricación de cuchillos a fábricas de Solingen pidiéndoles que le estampen su propia marca; es el caso de “Casa Rasetti” una vieja armería de Bs As, “Dos Mundos” una tienda muy grande de capital. Y, también, conociendo el éxito de ventas de este tipo de cuchillos encargaban a cualquier fábrica la confección de los mismos y que le estampen la palabra “Solingen” para facilitar la venta. Por todo ello, aunque un cuchillo tenga la palabra solingen escrita, no es garantía de calidad, sino que hay que ver si es de una marca conocida, como las nombradas más arriba.
Actualmente por internet hemos visto que se ofrecen cuchillos cuya marca –de renombre– se encuentra claramente grabada al ácido. Por lo general este tipo son cuchillos “truchos” ya que en los antiguos la marca estaba estampada por golpe de martinete o balancín. Por eso cuchillos “solingen” hay muy buenos y de mucho valor, algunos solamente buenos, algunos mediocres y también muchos de baja calidad.

Anton Wingen Jr.


No hay comentarios:

Publicar un comentario